Novedades

Novedades

Novedades

Lunes 5 de abril de 2021

La UNGS, centro de vacunación

En el marco del enorme operativo de vacunación contra el covid-19 desplegado en todo el país, la Universidad Nacional de General Sarmiento funciona desde comienzos del mes de marzo como centro de vacunación. Para ello, puso a disposición las instalaciones del Campus universitario, ubicado en el partido de Malvinas Argentinas, y de la sede Roca, ubicada en el distrito de San Miguel. Noticias UNGS conversó con Sergio Vera, secretario general de la Universidad, para conocer detalles de esta iniciativa.

A partir de la convocatoria realizada por la Secretaría de Políticas Universitarias de la Nación, y en coordinación con la Jefatura Regional Sanitaria V, la UNGS se sumó desde hace varias semanas al conjunto de universidades públicas que participan activamente en la campaña de vacunación. Frente al inicio de las clases presenciales en las escuelas, y ante la imposibilidad de continuar usando esos establecimientos como vacunatorios, el operativo se trasladó a las universidades públicas, que recibirán a vecinas y vecinos de sus respectivas comunidades.

Por cierto, no es esta la primera muestra del compromiso de la Universidad en medio de la emergencia sanitaria que atraviesa el país desde el año pasado. Entre otras cosas, desde mediados de 2020 funciona en la UNGS un Centro de Telemedicina COVID-Universidad (CeTeC-U), una iniciativa que se lleva a cabo en convenio con el Ministerio de Salud de la Provincia de Buenos Aires y en coordinación con el Municipio de Malvinas Argentinas. Por medio del trabajo de voluntarias y voluntarios de la Universidad, se realiza la detección precoz y el seguimiento de contactos estrechos de pacientes con coronavirus, y también se identifican situaciones de violencia. Actualmente, el CETEC se encuentra haciendo seguimiento de las personas que fueron vacunadas y brinda dicha información a la autoridad sanitaria provincial para su sistematización.
La adecuación de los sectores de las instalaciones de la Universidad asignados ahora a la tarea de vacunación requirió incorporar los equipamientos y el mobiliario necesarios y trabajar en coordinación con autoridades municipales de los dos distritos para resolver las cuestiones de logística y de seguridad que fue necesario atender. Por el momento funciona en cada una de las dos sedes cinco vacunatorios, aunque existe la posibilidad de incrementar ese número. Sobre esos asuntos conversó Noticias UNGS con el secretario general de la Universidad, profesor Sergio Vera.

–¿Cómo surgió la posibilidad de que la UNGS colaborara en la campaña nacional de inmunización contra el covid-19?

–La participación de nuestra universidad en la campaña surgió como parte de un acuerdo entre la Secretaria de Políticas Universitarias de la Nación y el Ministerio de Salud de la provincia de Buenos Aires. En un encuentro del que participaron las autoridades de las universidades del AMBA, el secretario de políticas universitarias Jaime Perczyk y el viceministro de salud de la provincia de Buenos Aires Nicolás Kreplak, se acordó que las universidades reemplazarían como centros de vacunación a las escuelas, que en principio se habían destinado a esa tareas pero que pronto deberían quedar disponibles para el retorno a las clases presenciales. Se trabajó de manera conjunta con la jefatura de salud de la región IX, con quienes definimos qué parte de nuestras instalaciones debían quedar afectadas, atendiendo a dos objetivos: lograr el mejor esquema de circulación posible para quienes se deben vacunar y afectar en el menor grado posible las actividades de la propia universidad.

Para avanzar con la adecuación de nuestros edificios, se trabajó contra reloj con el equipo de servicios generales de la Universidad, quienes se encargaron de trasladar mobiliarios, delimitar las zonas de circulación y poner a punto las instalaciones eléctricas. Además, se aseguró, con el acompañamiento de la Dirección General de Sistemas y Tecnología Informática (DGSyTI), el perfecto funcionamiento de las redes de wifi. A esos equipos se sumaron distintos grupos de la Secretaria General de la Universidad, con el fin de asegurar el acompañamiento necesario a la coordinación de ambos vacunatorios. Todo esto pone de manifiesto una vez más el compromiso que tienen los trabajadores y las trabajadoras de la UNGS con nuestra sociedad. Es importante mencionar que gran parte de esas acciones fueron dirigidas en la sede Roca por el coordinador Fernando Armani.

–¿Hay otros centros de vacunación, además de la UNGS, en San Miguel y en Malvinas Argentinas?

–Sí. Actualmente, en Malvinas Argentinas se han instalado dos postas más para la vacunación, en las localidades de Villa de Mayo y Grand Bourg. Respecto de San Miguel, además de la sede Roca de la UNGS se cuenta con un centro de vacunación en el centro de salud “Susana Pertierra” del SuteBA.

–¿Cuántas vacunas se han aplicado ya? ¿El proceso avanza a buen ritmo?

–Se han aplicado ya en ambas sedes de la UNGS unas 6 mil dosis, en todos los casos a vecinos y vecinas de San Miguel y Malvinas Argentinas de todos los grupos prioritarios establecidos por el Estado Nacional y por la provincia de Buenos Aires, que es la que se encarga íntegramente de la administración del sistema de turnos. La vacunación avanza en los distintos sectores de acuerdo a la disponibilidad de vacunas y el origen de las mismas, lo que define por cuestiones estrictamente protocolares qué grupo se puede vacunar en cada caso. Por ejemplo, el ingreso en las últimas semanas de vacunas de Sinopharm permitió avanzar con docentes, auxiliares y grupos de riesgo menores de 60 años de edad, porque esa vacuna no está aprobada por la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT) para ser aplicada a mayores de dicha edad. Las autoridades sanitarias indicaron que la campaña avanza de manera dinámica en todo el territorio. Esta semana, la Provincia alcanzó las 3.798.568 personas preinscriptas y más de 582 mil dosis aplicadas, de las cuales más de 460 mil corresponden a la aplicación del primer componente y más de 120 mil al segundo; es decir al esquema de vacunación completo.

–¿Hasta cuándo va a estar activa la UNGS como sede de vacunación y cuánta gente se espera vacunar en ese período? Debe ser muy interesante recibir a una cantidad de vecinos y vecinas para quienes tal vez este sea el primer contacto con la Universidad de su región, de su barrio…

–Los centros de vacunación instalados en nuestra Universidad (5 postas en cada sede) permanecerán activos, en principio, hasta el mes de agosto (incluso existe en la sede campus la posibilidad de ampliar el número de postas al doble de las que tenemos hoy), lo que permitirá inocular a unas 50 mil personas. Y sí: más allá que el objetivo principal del operativo es vacunar a los distintos grupos, esto constituye una buena oportunidad para que gran parte de la comunidad, que de otro modo no lo haría, pueda conocer nuestra universidad. Lo mismo ocurre con muchos vecinas y muchas vecinas que se acercan a nuestras sedes para averiguar cómo es el proceso. Allí se cuenta también con la asistencia del municipio de Malvinas Argentinas, que brinda información e incluso colabora con la población para hacer el registro necesario para la vacunación. Se trata de un esfuerzo en el que convergen la administración de los estados nacional, provincial y municipal. Por supuesto, el rol de los municipios en este proceso es fundamental ya que intervienen de diversas formas, desde la organización del tránsito hasta el aseguramiento de las medidas de seguridad necesarias, colaborando también en la administración de los turnos de vacunación.

–Esta participación de la UNGS en la campaña de vacunación complementa una cantidad de actividades que la Universidad venía realizando en el marco de la pandemia…

–Sí, claro. Que la Universidad se haya transformado en centro de vacunación fue para nosotros una obligación, por supuesto, pero es también un orgullo. Desde que la pandemia comenzó a afectar a nuestro país hace ya más de un año, la situación social y económica se deterioró de forma excepcional, más aún en los sectores más postergados. Pero desde el comienzo nuestra comunidad universitaria estuvo a la altura de las circunstancias. Se realizaron múltiples acciones para poder intervenir positivamente en nuestro territorio, desplegándose incluso tareas a las que no estábamos habituados. Los equipos de investigación adecuaron sus trabajos para dar respuesta a las preguntas que surgieron como consecuencia inmediata de la pandemia, o incluso de desplegaron acciones de intervención directa, como pueden ser los proyectos para la prevención y el monitoreo de la enfermedad en distintos municipios del conurbano o el proyecto “Barrios por la salud”, donde se propone una intervención directa; varios equipos nodocentes desplegaron todo su compromiso para llevar a cabo, coordinados por distintas secretarias de la Universidad, las acciones del “Fondo Solidario”, que permitió acercar insumos alimentarios y de limpieza, e incluso expresiones culturales, a más de cincuenta ollas populares de la zona; se desplegó un centro de telemedicina coordinado por la secretaría general y el ministerio de salud bonaerense para el seguimiento de casos estrechos y actualmente, también, de personas que han sido inoculadas. Gran parte de la comunidad tuvo que adecuar sus tareas y empezar a hacer una cantidad de cosas a las que no estábamos acostumbrados. Sin embargo, intentaremos seguir dando respuestas. Los centros de vacunación en nuestra universidad, se suman a ello.

*Nota publicada en Noticias UNGS, el 29 de marzo de 2021

Suscripción al newsletter
Seguinos en