FmLaUni

FmLaUni

FmLaUni

Miércoles 20 de febrero de 2019

“Nos reprimen por reclamar nuestro trabajo que es fabricar manuales”

Cerca de las diez de la mañana, la Cooperativa Madygraf (ex Donnelley) se desplazó desde su planta en Garín,  noroeste de la provincia, a la Plaza de Congreso bajo la consigna de realizar un Cuadernazo. Repartiendo cuadernos, los cooperativistas buscaban denunciar las irregularidades en las licitaciones del Ministerio de Educación que impiden que esta empresa recuperada pueda seguir produciendo libros escolares a un bajo costo.

Cuentan sus integrantes que pesar de que la cooperativa cumplió con todos los requisitos y ofertó el precio más bajo al gobierno, los funcionarios resolvieron dar de baja la propuesta quitándoles así trabajo a 150 familias para beneficiar a los grandes monopolios de la industria gráfica.

En FM La Uni entrevistamos a Laura Noboa, trabajadora de la fábrica recuperada quién desde el lugar relataba lo sucedido. “Nos encontramos movilizándonos para denunciar las irregularidades de la cartera ministerial habiendo sido los mejores oferentes para ese trabajo”, afirmó Laura. Según su relato, ante la licitación autoridades del Ministerio de Educación les informaron que rechazaron el presupuesto por un faltante de muestras. “Nosotros tenemos todo entregado y sellado habiendo hecho la presentación como corresponde”, afirmó Noboa.

En medio de la comunicación con la trabajadora comenzó la represión a trabajadores. “Están reprimiéndonos en este momento, me parece una cosa terrible”, relató con desesperación en el aire. “Somos trabajadores, tenemos libros en la manos”, dijo la referente de Madygraf cooperativa recuperada.

A una semana de los palos y golpes que se vieron en la represión al  Verdurazo de los pequeños productores de UTT, nuevamente se volvió vivir el avance de las fuerzas de seguridad contra la protesta social y el reclamo laboral de la población.

En esta oportunidad fueron cuatro los detenidos, dos de ellos trabajadores de prensa. Luego de golpearlos, la policía de la Ciudad de Buenos Aires los trasladó a la Comisaría Vecinal 8 C (ex 52). Los dos cronistas detenidos son el fotógrafo Juan Pablo Barrientos, de Revista Cítrica, y Bernardino Avila, de Página 12. Ambos estuvieron también en la cobertura del Verdurazo días atrás, y justamente Avila es el autor de la foto que se viralizó donde una abuela junta berenjenas frente al despliegue policial. Compañeros y delegados de los medios de comunicación creen que estas detenciones no son casualidad.

En el marco del retroceso de derechos, proteger la libertad de expresión y prensa se vuelve una tarea más que indispensable frente a un año electoral que abre con censura y represión desmedida.

Suscripción al newsletter
Seguinos en